¿Qué es un Débito Automático?

Si usted está cansado de realizar filas para poder pagar sus servicios, o si usted es una persona que le cuesta recordar cuando se vences sus facturas, podrá utilizar el medio de pago a través de una cuenta bancaria.

Ya sea a través de una cuenta sueldo, una caja de ahorro, o cualquier cuenta bancaria, usted podrá realizar pagos, ya sea en el momento del vencimiento, o bien tiene la opción de que el pago sea automático todos los meses en el momento que vence el servicio.

A continuación explicaremos al débito automático para que lo pueda conocer y aprovechar las ventajas del mismo.

Qué es el Débito Automático y como usarlo

El débito automático es un sistema gratuito que permite pagar los servicios a través de un débito en la cuenta bancaria del usuario del servicio. Entre los servicios que se pueden pagar por este medio, se encuentran: telefonía, televisión, medicina prepaga, seguros, autopistas, clubes, servicios públicos, etc.

El sistema puede ser utilizado por personas físicas o jurídicas para el pago de recibos o facturas de impuestos, tasas y servicios emitidos por empresas públicas, privadas o reparticiones.

El sistema debita el día del vencimiento el monto a pagar de la cuenta corriente, caja de ahorros o cuenta de acreditación de haberes o jubilaciones.

El banco donde el prestador del servicio posee la cuenta informa las fechas de vencimiento de sus impuestos y servicios y el banco del cliente paga sus obligaciones descontandolo de su cuenta el mismo día de su vencimiento. El titular de la cuenta recibirá como comprobante de los pagos realizados el resumen de cuenta.

Entre las ventajas de este servicio se encuentra la posibilidad de abonar las facturas siempre a término sin tener que pagar recargos por vencimiento, sufrir cortes de servicio, o tener que recordar la fecha de vencimiento de las facturas; ahorra tiempo, ya que se evita hacer colas y sufrir demoras; aumenta la seguridad en el pago de los impuestos y servicios; es un servicio gratuito; reemplaza el manejo de efectivo; permite tener un mejor control de los gastos.

Para adherirse al servicio de débito automático, el usuario del servicio (y titular de la cuenta bancaria), debe comunicar su decisión a la empresa prestadora del servicio o a la entidad bancaria, y firmarle a ésta última una autorización para que le realicen los débitos correspondientes.

Por otra parte, los débitos automáticos (que sólo se realizan sobre la tarjeta de crédito) brindan la posibilidad de organizar distintos servicios en una sola fecha y una sola liquidación: la de su tarjeta.

Es necesario distinguir, entonces, el débito automático, que se hace sobre una cuenta, del débito automático, que se hace sobre la tarjeta de crédito.

Deja un comentario